Skip to main content

Full text of "Recursos para la Escuela Sabatica"

See other formats


m 



Jesús purifica 
el templo 




Sábado 

Realiza el 

rompecabezas 

de la p. 38. 



¿Recuerdas 
haber entrado a 
una habitación 
donde viste algo que 
te sobresaltó? Aunque 
haya sido una sorpresa 
agradable o una 
desagradable, era 
definidamente algo que no 
esperabas 
encontrar en ese lugar. 
(Texto clave: Juan 



Un muchacho 
que trabajaba en 
el templo echó 
más paja en el 
corral de las 
ovejas. Pensó que 



omingo 

Lee el relato de la 
lección "Jesús purifica el 
templo". 

Crea. Dibuja una paloma, un 
cordero o una moneda y escribe 
sobre el dibujo el versículo para 
memorizar. 

Aprende. Comienza a 

aprender el versículo para 
memorizar. 




Hjib 



* 



nunca terminaría ese trabajo, y lo peor 
que había tenido que trabajar el día de 
Pascua. 

Un sacerdote le pidió que fuera a 
ayudarle de inmediato. 

El queso de cabra y el pan de 
cebada que su madre le había dado 
para el almuerzo, tendrían que 
esperar. 

Cuando terminó de echar la 
paja en el corral, se dirigió hacia el 
patio de los vendedores. Recordó 
cuando había cumplido doce años 
y supo que podría trabajar en el 
templo. Desde niño había soñado 
con ayudar a los sacerdotes. Pero 
hoy ese lugar parecía más un 
mercado que un lugar donde se 
adoraba a Dios. 

Cuando se acercó, el ruido 
aumentó de volumen. Avanzó 
entre la multitud y se sintió mal 



era 
la 



'"Y les dijo:!..] Mi casa 

será declarada casa de 

oración', pero ustedes han 

hecho de ella una cueva de 

ladrones" 

(Mateo 21:13). 



'''.-^¡3* 



va. 



Lunes 

Lee Juan 2:13 al 15. 

Cuenta. Relata la historia a un niñito acerca de lo que 
Jesús vio cuando llegó al templo. 

Piensa. ¿Cómo te parece que se sentirá Jesús cuando 
te ve en la iglesia? 

Ora. Pide a Jesús que te ayude a recordar que él está en 
la iglesia contigo. 





Martes 




Lee Juan 2:16. 

Piensa. ¿Por qué te parece que Jesús habrá 
hablado a la gente que vendía palomas? ¿Qué 
clase de voz habrá usado? Piensa en alguna ocasión 
cuando tú mismo usaste la clase de voz que Jesús 
usó. ¿Por qué lo hiciste? 

Ora. Pídele al Espíritu Santo que te dé las 
palabras correctas para decirlas en el 
momento apropiado, y de la mejor 



manera. 



por lo que veía. Esa 
gente, después de 
viajar durante varios 
días, se veía obligada 
a pagar precios 
exorbitantes por las 
aves y los animales 
para sus sacrificios. 
El padre del muchacho 
le había enseñado que los 
sacerdotes debían ayudar a los necesitados. Pero en 
lugar de eso, se habían asociado con los 
comerciantes para engañar a la gente. El joven 
servidor observaba lo que sucedía día tras día. Se 
sentía mal. Eso no era adoración. 

Los gritos del sacerdote que lo llamaba 
lo sacaron de sus cavilaciones. 

— Ayúdame a vender. Recibe los 
sidos (moneda hebrea) de la gente 
y entrégales las palomas o las 
tórtolas que deseen. No puedo 
atender a toda esta gente. 
No recuerdo haber visto 
a tanta gente pobre 




Miércoles 

Lee Juan 2:17. 



en Jerusalén 
para celebrar la 
Pascua. 

El 
muchacho 
trabajó incansa- 
blemente 
vendiendo las 
aves a la gente 
pobre para que 
las ofrecieran 

en sacrificio. El sudor le corría por la 
espalda mientras se esforzaba por 
satisfacer los pedidos de los 
compradores. 

Mientras recibía una 
moneda de un anciano que 
había comprado una paloma, 
oyó un griterío. Cuando miró, quedó 
desconcertado por lo que vio. Había 
confusión por todas partes. La gente 
se empujaba. Los rostros reflejaban 
temor. El muchacho preguntó qué 
sucedía a un mercader que 
procuraba desesperadamente 
alejarse del lugar. 

— ¡Es él! — respondió el 
mercader señalando hacia 
adelante. 

Cuando se aproximó, 
en lugar de encontrar 
soldados romanos 
armados con 
espadas y 
escudos, vio a 
un hombre 



Investiga. Este versículo también está en el 

Antiguo Testamento. Trata de encontrarlo buscándolo en 

una concordancia o en una Biblia con índice de textos. Si 

no lo encuentras, pide a un adulto que te ayude. Busca 

las palabras "celo" y "consume". Escribe el libro y el 

versículo donde lo encontraste. 




Ora. Agradece a tu Padre celestial por la Biblia 
que te guía en tu esfuerzo por 

aprender más acerca de él. 






Jueves 

Lee Juan 2:18. 

Piensa. ¿Qué significa la palabra "autoridad"? ¿Por 
qué pidieron los judíos una señal de la 
autoridad de Jesús? 

Escribe. En tu cuaderno de estudio de la lección escribe los 
nombres de tres o cuatro personas que tú conoces 
que tienen "autoridad". 

Ora. Pide a Dios que te ayude a aceptar su 
autoridad en tu vida. 



. 



i 




con un azote en la mano. 

— ¿Quién será? — se preguntaba — . ¿Por qué aterroriza tanto 
a esta gente? 

Entonces oyó que el desconocido ordenaba: — 
Retiren de aquí estas cosas. Ésta es la casa de 
Dios, y ha sido convertida en un mercado. 

La multitud se tranquilizó finalmente. Los 
animales dejaron de balar y mugir. El 
desconocido se sentó y los niños lo rodearon y 
se sentaron a sus pies. 



Viernes 

Lee Juan 2:19 al 22. 

Crea. Con la ayuda de un niño 
menor que tú crea una escena 
relacionada con el templo en una caja. 
Busca en tu casa cosas que puedas usar, por 
ejemplo, palitos de fósforos para hacer una 
mesa, trocitos de aluminio como monedas, 
personas y animales de juguete, figuras 
recortadas. 

Comenta con tu familia cómo creaste un 
lugar especial de adoración en tu hogar. 

Ora. Pide a Dios que te ayude a 

comprender mejor la forma como 
debes adorarlo. 





El muchacho se aproximó pensando que 
tenía que saber más acerca de ese hombre. 
Se volvió hacia una mujer y le preguntó quién 
era esa persona. — Oí que se llama Jesús. 
Alguien dijo que es de Nazaret. — contestó la 
mujer. 

— No teman, porque Dios los ama 
— explicaba Jesús a la gente — . He venido 
para ayudarles. Dios los ama y se 
entristece al ver la forma como los han 
tratado. 

Jesús miró al muchacho, y éste sintió 
que le decía: — No 
permitas que el 
mal ejemplo de 
los sacerdotes te 
aleje de Dios. 

El joven 
trabajador del 
templo lo miró 
con agrade- 
cimiento y 
sonrió. 





Cosa de oración 



1 


2 


IU 


MO 


CIP 


ZON 








AUT 


ERE 


ON 








DIS 


NE | ON | 


CAM 






RA 


TAS| 








JER 


RDA 


(¿Frfr 








CRE 


RAR 


riaI 


RES 


ORÍ 


EMOS 








SAB 


USA 


DAS 








ACÓ 


YER 


NCIA 








y*6 


PET 


LEN 








REV 


BIS 


RON 

1 ' 


ADO 


~W 


|DAD| 






CO 


IDU 


ULOS 



INSTRUCCIONES 

Toma un grupo de letras de la primera columna, otro de la 
segunda y uno de la tercera, para formar las respuestas para 
cada una de las pistas. Cuando hayas terminado, las letras 
que sobraron formarán una palabra, la cual es la respuesta al 
rompecabezas de esta semana. Las respuestas a las pistas 
están en Juan 2. La número 2 ya está resuelta. 



1 . Los doce ayudantes de Jesús (ver. 12) 

2. Y creyeron en la (ver. 22) 

3. Jesús conoce el (vers. 25) 

4. Aceptaron la verdad (vers. 22) 

5. Pensando en recuerdos (ver. 17) 

6. Arrojó las (ver. 1 5) 

7. Honor, respeto (en la iglesia) 

8. Lo que Salomón recomienda al joven que adquiera en 
Proverbios 4:5 

9. Lo que hicieron los antepasados en este monte, según 
Juan 4:20 

1 0. Vendedores y (ver. 1 4, NVI) 

1 1 . Jesús enseñaba a la gente como alguien que tiene: 
(Mat. 7:29) 

1 2. Jesús fue a esta ciudad. (Juan 2:13) 



RESPUESTA: Jesús desea que la iglesia como la casa de Dios. 



36 



Hoz una pausa y alaba 




ALFABETO Y 
CÓDIGO DE NÚMEROS 



A=4 

B=13 

C=16 

D=23 

E=8 

F=15 

G=24 

H=11 

1=19 

J=26 

K=5 

L=17 

M=10 



N=21 
0=25 
P=14 

Q=1 

R=2 

S=12 

T=7 

ü=6 

V=20 

W=3 

X=9 

Y=18 













V 




A 


X 


w 


X 


R 


- 


K 


— 






+ |x|x|x|x 




u 


+ 


X 


X 


E 




K 


- 


Q 


— 






■ ■ l+|x 




u 


X 


U 




A 


X 


R 


+ 


Q 


= 






-■ ■+■<■' 




A 


+ 


K 


X 


R 


+ 


W 


- 


K 


— 










T 


+ 


A 


+ 


A 


- 


X 


+ 


R 


— 






— 




— 




— 




— 




= 1 


D 









INSTRUCCIONES 

Este es un acertijo para aquellos que aman las matemáticas. Usando el código del alfabeto, 
reemplaza las letras en el cuadro con los números enlistados en el código. Nosotros hemos 
completado un problema para ayudarte. Después suma, resta, divide, o multiplica donde se 
indique para alcanzar el total de cada columna. Cuando tengas los diez totales en su lugar, lee 
de la izquierda hacia la derecha y de abajo hacia arriba, usa el código del alfabeto para 
cambiar los totales en letras para revelar la palabra que descifrará el acertijo. 



RESPUESTA: Cuando adoras a Dios en sábado, tienes tiempo para estar . 
alabar a tu Padre celestial. 



39